Reservas y archivos (Edificio Aranjuez)

El Telégrafo, 29 de enero de 2020

“Pensamos trasladar las reservas y el Museo Nacional”

En la cartera de Cultura se analiza qué sitio reúne las condiciones técnicas para ser un gran repositorio.
Hay cosas que remover en el MCyP, admite Juan Fernando Velasco a siete meses de su gestión “y eso suele levantar algunas alertas”. En cuanto al traslado de los bienes del edificio Aranjuez hay un estudio preliminar para definir el destino. ¿Habrá forma de consultar los documentos y archivos para los tesistas que lo requieran? Lamentablemente en este momento no se puede acceder a estos fondos. No es una situación nueva, desde 2012 ya hubo alertas, y la EPN hizo un informe técnico en 2017. El edificio podría colapsar y eso no solamente es un riesgo para las reservas sino para el personal que trabajaba ahí. A fines del año pasado, Gestión de Riesgos ratificó que hay peligro de colapso. ¿Cuánto costará trasladar el casi millón de bienes? Hemos hecho un estudio y bordea los $ 500.000. Hicimos la petición del presupuesto. La complejidad de esto tiene que ver con que sea un espacio adecuado para la reserva, no puede ser un almacén o bodega. Ni podemos hacer una minga para que los funcionarios metan en cajas las obras. Es un proceso técnico caro. ¿Cuál sería el espacio ideal? Además del tamaño requerido, la reserva debe estar junto al Museo Nacional del Ecuador (MuNa) o lo más cerca posible. Por eso está la alternativa de buscar, de una vez, un lugar adecuado. ¿La sede de Unasur es el espacio con más ventajas? Solo si estuviera listo para reabrir la reserva. Hay que ver si el uso del edificio está saneado desde lo legal y otro desafío es que queda lejos. Los Fondos Jijón y Caamaño irían a la Biblioteca Nacional del Ecuador (BNEE), que ya está en el antiguo Hospital Eugenio Espejo. ¿Declarará en emergencia a los archivos y memoria, como sugieren varios sectores? Eso se hace para transmitir la sensación de urgencia y relevancia. Pero en este caso eso está claro en las instancias del Estado. No hemos tenido ningún tipo de traba por parte del Presidente (Lenín Moreno): el presupuesto para el traslado está aprobado. Hay una comprensión absoluta de la emergencia, y es tarea nuestra resolverlo legal y eficientemente, en el menor plazo posible. (I)

Esta noticia ha sido publicada originalmente por Diario EL TELÉGRAFO bajo la siguiente dirección: https://www.eltelegrafo.com.ec/noticias/cultura/10/pensamos-trasladar-las-reservas-y-el-museo?fbclid=IwAR0BLeumswbpOU0SUiDx5_dlTWAXaCvZ9vKowRAm7w18J-nOCB52ZK_zof0
Si va a hacer uso de la misma, por favor, cite nuestra fuente y coloque un enlace hacia la nota original. www.eltelegrafo.com.ec

El telégrafo, 29 de enero de 2020

El cierre del repositorio Aranjuez afecta a los estudiantes

Luis Fernando Fonseca
Los documentos que se relacionan con personajes históricos suelen ser valorados antes que el resto de archivos. Los documentos que se relacionan con personajes históricos suelen ser valorados antes que el resto de archivos. Cortesía / Traian Braulete MCyP La reserva del edificio no abrirá mientras no se haya realizado el traslado. Hay preocupación en la Escuela de Historia por las tesis en marcha. Noticias relacionadas Velasco: “Pensamos trasladar las reservas y el Museo Nacional” El día en que se cerró el edificio Aranjuez, Manaí Prado, investigadora de la Pontificia Universidad Católica del Ecuador (PUCE), estaba consultando varios archivos. Le pidieron que saliera y tuvo que interrumpir el trabajo que realiza para su tesis de grado. Allí está el Fondo Jacinto Jijón y Caamaño, que perteneció a Federico González Suárez. También está el Fondo Carlos Larrea, que incluye libros incunables, o tomos que fueron de Eugenio Espejo entre unas 5.000 piezas coloniales y una de las colecciones arqueológicas más grandes y antiguas del país. Luego de su cierre temporal, se analizaron cinco destinos posibles para las colecciones de arte y archivos que están en la edificación de La Mariscal. La sede de Unasur lleva la ventaja por su extensión (20.000 metros cuadrados), frente a la exembajada de Estados Unidos, la CCE, el CAC y hasta el BCE. Los costos del traslado de estos bienes ($ 500.000 en promedio según cálculos del Ministerio de Cultura y Patrimonio) ya estarían aprobados por el Ejecutivo, anunció el ministro Juan F. Velasco, quien le ha contado a este Diario que no hay un plazo definido para la mudanza ni una alternativa para que investigadores y ciudadanos accedan a la reserva, que tendría un millón de bienes bajo llave. Mientras los estudios continúan, vuelve a surgir la inquietud de los tesistas que buscan titularse en la única Escuela de pregrado en Historia del país, la de la PUCE. El representante estudiantil de la carrera, Jerónimo Corral, insiste en que al cerrar una fuente de conocimiento, “se está afectando a la memoria de forma real, no abstracta”. Y uno de sus docentes, Alejandro López, recuerda que “los archivos tienen que seguir creciendo y este lo ha hecho a partir de donaciones de rollos de pianola, fotografías, archivos de audio”. (I) La preocupación en la academia Sofía Luzuriaga Jaramillo, docente – Escuela de Historia – PUCE “La Coalición S.O.S. Patrimonio, conformada por diversos especialistas, actuaría como interlocutora con las distintas autoridades ministeriales”, explica la docente de la PUCE, Sofía Luzuriaga, que es parte del colectivo. Se trata de dejar de ser “reactivos” solamente, argumenta: dejar de reaccionar a coyunturas, peligros inminentes como esta vez. “Esto es una oportunidad para pensar en políticas públicas de la memoria, que permitan trascender una coyuntura y poder valorar, potenciar lo que significa el pasado ahora”. Historiadores, museógrafos, archiveros y arqueólogos están a la expectativa de la forma en que se gestione el traslado de la reserva. “Somos toda una comunidad transhumante que va a lo archivos y repositorios, y el acceso es una necesidad social, pública”, dice. Hay que tomar en cuenta criterios técnicos, por ejemplo, el peso que tienen los archivos. Y cuestiones como la conservación de las colecciones y documentos, la cual requiere presupuestos y decisiones a largo plazo que se pueden prever desde las políticas públicas enunciadas. “Nuestros estudiantes han colaborado con la catalogación en archivos del MCyP. Esa es una forma de ordenar esa información, con registros de fuentes que ya se pueden publicar. (O) Jerónimo Corral, Asociación de estudiantes de Historia El cierre del edificio Aranjuez es una suerte de “problema invisible”, aunque afecta a estudiantes e investigadores. La pérdida de documentos-fetiche, que constituyen una anécdota en sí (como parte del Testamento de Eugenio Espejo, extraviada en el Archivo Nacional) son solo una pequeña parte de lo que representan los repositorios, considera el Presidente de la Asociación de Estudiantes de Historia de la PUCE. Hay quienes están cursando el octavo semestre de la carrera, con tesis en proceso de elaboración y requieren acceder a los fondos del edificio Aranjuez pero no hay forma de que lo logren hasta que no se haga el traslado de los archivos, según el MCyP, encargado del tema. Un tesista, por ejemplo, trata la “Devoción a la Virgen María como madre de la Iglesia católica en la construcción de una religiosidad laica durante el periodo 1870-1890”. Otra estudiante trabaja sobre Antonia Jijón y, otro, sobre la presencia de jamaiquinos en la construcción del ferrocarril. Todos con amplias fuentes en los fondos que continúan en el repositorio cerrado, recuerda Corral. “El estudiante de historia de pregrado ve bloqueado el acceso y eso puede provocar que no tenga título, en un entorno duro, en el cual se requiere el título para despegar con su carrera”. (O) Alejandro López, docente de la Escuela de Historia-PUCE El Fondo arqueológico, el bibliográfico de Ciencias humanas y las reservas de Arte moderno y contemporáneo además de colonial fueron declaradas Colección Nacional. Partiendo de ese principio, el docente de historia Alejandro López habla de una necesidad social de valorar este repositorio, “para que no se convierta en un espacio solo para intelectuales, investigadores, pues estas actividades constituyen más que un proceso de descubrimiento de cosas raras, minucias, anécdotas”. Objetos como el pasaporte de Alexander von Humboldt o el Testamento del hijo de Atahualpa −Elauki− (ambos están en el Archivo Histórico del MCyP), han sido puestos en valor pero solo son una parte de todo lo que albergan los archivos. “De todas las reflexiones sobre el presente que pueden suscitar, como sociedad debemos pensar cómo estamos gestionando nuestro pasado”, dice el especialista. El patrimonio suele protegerse por ser ‘original’, pero los otros patrimonios, vivos, que cambian a lo largo del tiempo también configuran el pasado, “que está minusvalorado”. Hay que hacer un esfuerzo colectivo para dejar de pensar que estos temas solo son cosa de historiadores y archiveros y empezar a comprender su importancia real, en la memoria. (O)

Esta noticia ha sido publicada originalmente por Diario EL TELÉGRAFO bajo la siguiente dirección: https://www.eltelegrafo.com.ec/noticias/cultura/10/repositorio-estudiantes-aranjuez
Si va a hacer uso de la misma, por favor, cite nuestra fuente y coloque un enlace hacia la nota original. www.eltelegrafo.com.ec

¡Emergencia en Min. Cultura!

Alexandra Kennedy-Troya

El Comercio, Jueves 16 de enero 2020

En diciembre pasado se evacúa al personal que labora en el Edificio Aranjuez (Reina Victoria y Washington). Se lo hace sigilosamente, los funcionarios deben callar (como siempre). El edificio tiene un problema estructural gravísimo; un sismo de mediana intensidad podría derribarlo. Dentro se encuentran las colecciones de arqueología, arte, documentación, fotografía y audiovisuales históricos más importantes del país. Miles de objetos en riesgo inminente. Es la reserva patrimonial nacional heredada por el Ministerio de Cultura y Patrimonio del Banco Central del Ecuador. Este problema fue advertido en el 2012 -8 años atrás-. Las filtraciones eran severas. En el 2016 después del terremoto de abril (epicentro en Pedernales), se contrató una consultoría sobre del estado de la edificación a la Escuela Politécnica (por un USD 90.000). El informe es alarmante; este necesitaba urgentemente un refuerzo estructural cuyo costo era entonces y lo es ahora, millonario. Entonces…silencio. El edificio maltrecho no resiste más el peso de las colecciones. Cuatro años más tarde, para salvaguardar la seguridad del personal, en estos días se cierran las puertas del archivo histórico con documentos fechados desde el siglo XVI; una colección fotográfica invalorable sobre los acontecimientos relevantes desde 1870; una colección audiovisual que incluye la historia de la música de más de un siglo; 40.000 piezas de arqueología que registran 8.000 años de historia; 5.000 bienes coloniales, republicanos, modernos y contemporáneos. Se clausura la mejor y más completa fuente de consulta de historiadores, antropólogos, etnógrafos, geógrafos, historiadores del arte, etc. En vista de ello, el 20 de diciembre un colectivo de historiadores envía un comunicado al Ministro de Cultura, Juan Fernando Velasco. Un mes después. Nuevamente: silencio administrativo. Vergonzoso, por decir lo menos. No existe ni una declaración, un plan de contingencia, una respuesta. Por rumores se conoce que esta reserva podría ser trasladada a Unasur, en la Mitad del Mundo. Acceso restringido, cuando lo que se necesita es la activación de estos fondos, que sirvan para la construcción de la memoria del país, que estén a mano de quienes trabajamos en ello. Historiadores reunidos en la Universidad Andina lanzan ideas a tener en cuenta: usar la ex embajada de Estados Unidos (Patria y 12 de Octubre) o el ex comisariato del Ejército (Av. La prensa). Que los militares que conocen de ello efectúen la movilización segura de los bienes, una vez decidido el lugar. Que paralelamente se gestionen los fondos económicos necesarios de manera urgente, a nivel nacional e internacional. Demandamos, señor Ministro, una respuesta urgente, frontal y firme. No podemos esperar ni un día más.

Este contenido ha sido publicado originalmente por Diario EL COMERCIO en la siguiente dirección: https://www.elcomercio.com/opinion/emergencia-cultura-opinion-columna-columnista.html?fbclid=IwAR2-fl7Y-HBI0BOasNcl_vWtCdcIElWssG-_Fb6jZ_Q7_zKDkZjVChVoQKY. Si está pensando en hacer uso del mismo, por favor, cite la fuente y haga un enlace hacia la nota original de donde usted ha tomado este contenido. ElComercio.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s